El Director Corporativo  del Área social ha reconocido la importancia de tener un centro de estas características, el primero en el Norte de España.

El centro, dirigido a atender a víctimas menores de trata y explotación sexual, abrió sus puertas el año pasado y proporciona todo un conjunto de servicios encaminados a realizar un apoyo de carácter integral.

En este espacio las personas beneficiarias tienen garantizado el alojamiento y la manutención, así como tienen la posibilidad de formar parte de los programas de apoyo psicológico, inserción socio-laboral y asesoría jurídica, que desarrolla la organización en Cantabria.

No obstante, “la intervención comienza antes”, por un lado, con la identificación de posibles casos de menores víctimas de trata y explotación sexual, por otro, el rescate y traslado a un lugar donde garantizar su seguridad. Por último, “se pone a disposición el centro, durante el tiempo que necesiten”. Así lo ha explicado Julio García Celorio, Presidente de la Asociación Nueva Vida, que ha acompañado al equipo de la Fundación La Caixa en su recorrido por el centro.

Durante la visita, Marc Simó, Director del Área Social de la Fundación La Caixa, ha destacado la importancia de tener un centro de estas características, el primero en el Norte de España.

Por su parte, el Presidente de la ONG, ha agradecido la visita y ha dicho que “el apoyo de gobierno y empresa es fundamental para atender las necesidades de colectivos vulnerables”. Según ha explicado, son muchas las entidades que financian y respaldan este proyecto. Entre otros, Fundación La Caixa, Gobierno de Cantabria y Ministerio de Igualdad. “Todos debemos estar implicados. Es una cuestión de justicia social”, ha dicho.

La visita institucional ha servido para “estrechar lazos” con una entidad con una larga trayectoria en el desarrollo de proyectos de impacto social. Para Julio García Celorio, “la visita es además un gesto de compromiso de ambas entidades con las personas beneficiarias de este programa, todas ellas víctimas de un delito invisible que sufren millones de niñas en todo el mundo”.

Otros proyectos en común

Es la primera vez que Fundación La Caixa y Nueva Vida colaboran en un programa dirigido a menores víctimas de trata y explotación sexual. No obstante, ambas entidades trabajan juntas desde hace años en iniciativas para el fomento de la inserción socio-laboral de colectivos en riesgo de exclusión social.

Por un lado, el Programa Incorpora, enfocado en la formación orientada al empleo y la prospección empresarial. Por otro lado, el Programa Reincorpora dirigido exclusivamente a las personas privadas de libertad, en el que la entidad trabaja desde hace 24 años en los centros penitenciarios de Cantabria, en convenio con la Oficina técnica de Instituciones penitenciarias.

Estas iniciativas de inserción socio-laboral son implementadas a nivel nacional por diferentes organizaciones. El año pasado, la Asociación Nueva Vida, que forma parte del Grupo de trabajo en Cantabria, obtuvo uno de los mejores resultados en términos de inserción laboral, tanto a nivel autonómico como nacional.

zh_CN简体中文
es_ESEspañol en_GBEnglish (UK) zh_CN简体中文